Economía, bolsa y capitalismo

agosto 24, 2006

DJI vs. DJT

Filed under: Análisis Técnico, Índices — fibercool @ 1:16 am

Uno de los Dow miente, y pronto sabremos cual llevaba razón, porque cada día que pasa la divergencia es mayor. Y es que si el tal Charles Dow levantara la cabeza y viera esto pondría el grito en el cielo, y según dicen el tipo controlaba un tanto de esto.

Mientras tanto a disfrutar con Opalandia y los 3 trileros.

Anuncios

agosto 20, 2006

Mensaje del futuro

Filed under: Burbuja inmobiliaria — fibercool @ 6:08 pm

Os saludo, vengo 328 años del futuro. Me he decidido a coger mi máquina del tiempo para contaros como van las cosas.

Afortunadamente no se han cumplido las previsiones de tantos agoreros burbujistas y la vivienda en España ha seguido subiendo un 17% anual durante los últimos 50 años, de este modo nos hemos convertido en el país mas rico del mundo, porque por ejemplo un ático en la castellana cuesta mas que el estado de California y el palacio imperial de Tokio juntos; claro que ya nadie vive en la Castellana ni en ningún otro sitio de Madrid, por que esas casas son para invertir y no para vivir.

Yo por ejemplo aunque trabajo en Madrid me he comprado un piso de 40 metros la mar de mono en un pueblo del Norte de Burgos, que con la autovía queda a un paso (el problema del pago de aduanas por pasar de una nación a otra tampoco es tan grave… te acostumbras al uso del pasaporte); para pagar la hipoteca nos hemos juntado con otras tres familias: un notario casado con una catedrática de universidad, un subinspector de hacienda casado con una abogada del estado y un magistrado del supremo (subcontratado a través de una ett) casado con una arquitecta.


De este modo destinamos cinco sueldos a la hipoteca y uno para vivir; estamos contentísimos con la compra porque aunque al principio nos está costando un poco luego seguro que ni se nota, además nos hace mucha ilusión Porque desde que lo compramos hace un año ya ha subido un 17% y por si fuera poco la mujer del notario esta de buena que lo flipas.

Aunque profesionalmente no me va mal (soy director general adjunto de una multinacional, aunque también subcontratado a través de una ett) la verdad es que la inflación que sufrimos al ser el país mas rico del mundo hace que nos tengamos que apretar un poco el cinturón; de todos modos es cuestión de acostumbrarse, cuando tuvimos que empezar a comer chopped de lagartijas todos nos quejamos y ahora se le da vuelta y vuelta en la plancha y tan rico que queda. De cualquier forma, aprovechando que han bajado la edad laboral a los 14 años a ver si saco al churumbel del colegio y lo meto en la ett, que un sueldo mas seguro que nos ayuda para la hipoteca.

Mi sueldo es de 2.000 tochos netos, el tocho es la moneda que sustituyo al euro cuando nos echaron de la UE a patadas por impresentables. El tocho se cotiza a un céntimo de euro. En la caja fuerte del Banco de España ya no se guardan lingotes si no ladrillos, que en este país han demostrado ser un valor mucho más seguro y rentable que el oro.

Tras la crisis de la natalidad española la población ha quedado reducida a 5 millones de españoles y 50 millones de ecuatorianos trabajando de paletas, que han seguido construyendo 800.000 viviendas anuales (la construcción supone ya el 94% del PIB) y ahora tocamos a unas 20 viviendas por habitante (casi todas vacías porque como dije son viviendas para invertir, no para vivir). El 90% del suelo esta ya urbanizado y se plantea empezar a construir ciudades en el fondo del mar (no se puede vivir debajo del agua, así que serían ciudades nada más que para invertir). Esto es lo que en el mundo se conoce y admira como “el milagro español” y es objeto de numerosos estudios y tesis doctorales en el campo de la psiquiatría. Cada año nos visitan miles de estudiosos de la mente humana de todo el mundo. No me extrañaría que muchos de esos científicos se quedasen porque la verdad es que como en España no se vive en ningún sitio.

Y eso es todo lo que os puedo contar de lo que os espera; voy a ver si cazo unas lagartijas para cenar.

agosto 19, 2006

Ibex, repetiremos la jugada?

Filed under: Índices, Bolsa — fibercool @ 3:02 pm

Ibex en gráfico diario, similitudes con el 11 de mayo? Todas y mas, quizás demasiadas para que se vuelva a repetir la jugada, y lo peor de todo, el parquet lleno de osos desde hace varias semanas, asi es imposible que esto baje, pero el gráfico es claro, nos encontramos en la parte superior de un canal alcista impecable iniciado en los mínimos de la corrección de Mayo, con los indicadores MACD y Estocástico pidiendo a gritos suavizar la sobrecompra. Un dato significativo, el volumen, ridiculo comparado con la bajada, esto tarde o temprano traera sus consecuencias. El desenlace la próxima semana.

agosto 18, 2006

Libros: Entender el análisis técnico dinámico

Filed under: Libros — fibercool @ 10:39 pm

Bueno, empiezo la sección de libros, y no podría ser de otra forma que con el mejor libro que he leido sobre análisis técnico hasta el momento, se trata de “Entender el análisis técnico dinámico”. En esta categoría ire mencionando los libros que vaya leyendo del tema, o libros que haya leido en el pasado pero que me parezcan interesantes comentar por el motivo que sea.

Escrito por Philippe Cahen, (que no tenía ni idea de quien era hasta que leí este libro), responsable del análisis técnico de Crédit Lyonnais. Utiliza el análisis técnico desde 1970; desde 1988 interviene en seminarios y en diferentes facultades de economía y comercio. Es autor de numerosas obras sobre el análisis técnico.

Los títulos y los índices del mercado financiero, se han hecho volátiles ¿Da miedo la volatilidad ? Ante distintos sondeos realizados, la respuesta parece ser afirmativa. Aqui se ataca ese prejuicio. La volatilidad es un parámetro del mercado que se puede dominar fácilmente y que todos los operadores, tanto inversores como especuladores, pueden utilizar para mejorar sensiblemente la rentabilidad de sus operaciones. Mediante el uso de 4 indicadores básicos como son el MACD, Estocástico, Bandas Bollinger y Parabólico, nos define una serie de puntos de control T1, donde se pueden dar formaciones T2, o puntos de entrada. Y es lo que realmente impresiona del libro, que nos da puntos de entrada y salida claros. Muy recomendable.

 

Editorial: EIUNSA. EDICIONES INTERNACIONALES UNIVERSITARIAS, S.A.

ISBN: 8484690776

El nuevo coche

Filed under: Historias para reflexionar — fibercool @ 12:38 am

Aquí otra de esas histórias de las hornadas de nuevos inversores que entran en Bolsa sin que nadie les haya explicado de que va el chiringuito:

Ana María y Vidal son pareja de hecho desde hace año y medio. Ella es directora financiera de una multinacional de la alimentación y él ingeniero informático. Descubrieron hace dos años las excelencias de una Bolsa que no conocía el miedo ¡Quién dijo miedo! y manifestaba enormes dotes de superación ante circunstancias adversas tanto en el terreno de la geopolítica como en el del alza de las materias primas. O dicho de otra manera, dos años de subida ininterrumpida del mercado que ha actuado como acicate y animador para atraer a más actores a su coso. Ana María y Vidal pidieron en abril un crédito para comprarse un coche de gran cilindrada. El banco no puso pegas pero el concesionario retrasó la entrega. Nuestros protagonistas de carne y hueso tuvieron la idea fantástica de especular con ese dinero en Bolsa hasta que llegara el coche de Alemania. Todo iba bien…

…Sobre ruedas hasta que una pequeña brizna inflacionista, la que se detectó el 9 de mayo y ahora se acaba de confirmar en Estados Unidos, fue suficiente para prender fuego al castillo de cartón en el que se habían convertido las Bolsas del mundo. La violencia bajista, como se sabe, fue atroz e impidió a muchos participantes en el mercado actuar con celeridad.

“Estaba dormitando en mi despacho con el ordenador conectado a mi brocker en tiempo real. Dí una cabezadita de media hora y cuando abrí los ojos me los tuve que frotar con fuerza, porque el Ibex caída a plomo ¿Qué hago ahora?, me dije atolondrado. Me puse a temblar, porque el dinero empleado en la Bolsa estaba destinado a la compra del BMW. Decidí que pasara la tormenta y consultar con mi pareja”.

“Al día siguiente llegó la calma y me mostré más entusiasmado. Pero al otro día volvió la violencia. Imposible escapar del incendio. Se nos ocurrió doblar la apuesta a crédito, que es lo peor que puede hacerse en estas circunstancias. Tres días después llegó otro huracán bajista y lo perdimos casi todo. Decidimos entonces ponernos cortos, con la creencia de que el mercado no recuperaría el pulso. Otro tremendo error, porque la Bolsa no solo no ha recuperado el descalabro de entonces sino que se encuentra en máximos del año. Es obvio que nos hemos quedado sin coche y, además, tenemos que pagar el crédito de un coche que no tenemos”.

Historias ciertas como ésta abundan por estos pagos en las últimas semanas en un fenómeno que se repite hasta la saciedad en todos los ciclos. La Bolsa suele enseñar su mejor cara, esbozar su sonrisa más amplia, durante semanas, meses, incluso años. Con ello logra reunir a numerosos participantes deseosos de batir marcas de enriquecimiento súbito, lo que se conoce en el argot como dar un pelotazo. La Bolsa, con frecuencia, se muestra díscola y de un zarpazo se carga el tenderete. Es decir, impide reaccionar y todos quedan atrapados.

Esta es la lección de lo expuesto ahora que vuelve el vino y las rosas a las Bolsas. La violencia bajista, por atroz y despiadada, es un fenómeno nuevo, que volverá a aparecer en cualquier momento. Se produce de manera intensa en cortos periodos de tiempo de tal modo que el mercado es capaz de eliminar de una tacada todas las ganancias acumuladas con esfuerzo durante años. Uno se pregunta ¿merece la pena jugar a a este enredo? Los sabios contestan que es lo que hay. Por lo demás, que siga la fiesta.

(Enlace).

agosto 17, 2006

subidas de tipos, que novedad

Filed under: Burbuja inmobiliaria — fibercool @ 4:47 pm

agosto 15, 2006

El billete y Metrovacesa

Filed under: OPAs y OPVs — fibercool @ 4:32 pm

Entre OPA’s y OPV’s por doquier, nos encontramos con la de Metrovacesa que ya huele, donde es interesante comprar y acudir, como demuestra la siguiente historia, “The five-hundred-dollar twenty dollar bill, and other negotiated pleasures” (El billete de 20 dólares que valía 500, y otros placeres negociados) es un antiguo pero entretenido artículo sobre una curiosa «paradoja» matemática que se produce si se cambian las reglas de una subasta convencional, básicamente añadiendo sólo una nueva regla. Esto, que muchas veces sucede en la realidad, convierte el juego en una variante del fenómeno denominado la maldición del perdedor o «victoria pírrica». Las reglas del juego son bastante normales, sencillas de entender y quien quiera probar puede incluso ponerlas en práctica (y lo mejor ganarse un dinerillo entre amigos en plan de broma, para luego invitar al grupo):

1. Se subasta un billete de 20 dólares. La puja más alta se queda el billete.
2. Hay una regla de silencio: los jugadores no pueden negociar.
3. El dinero es real: si ganas, pagas lo que hayas pujado y te llevas el billete de 20 dólares.
4. No se puede pujar dos veces seguidas.
5. La mayor puja se lleva el billete de 20, independientemente de lo alto o bajo que haya pujado.
6. La segunda mejor puja tiene que darle el importe de su puja perdedora a la «banca».

Al principio todo el mundo encuentra razonable las reglas del juego. Al fin y al cabo, puedes pujar un dólar y ganar si nadie más participa; o tal vez pujar cinco y llevarte veinte (quien quede segundo perderá tal vez tres o cuatro, la puja anterior). La trampa está en que basta que alguien acepte jugar para que se active la paradoja y los demás también entren en juego, pensando que, si no participan, se llevará otra persona el dinero.

Por desgracia para los jugadores, se empieza a producir una extraña carrera de pujas por subir hasta algo menos de 20 dólares, el valor del premio… barrera que pronto se cruza irremisiblemente (o el segundo pujador perdería bastante dinero). Entonces se produce otro efecto más curioso todavía: una carrera armamentística para ver quién pierde menos una vez que la pérdida parece algo evidente para los dos primeros jugadores. Tal vez el «ganador» final pague 25 pero descontando los 20 su pérdida neta sean sólo cinco dólares, mientras que el segundo tal vez pierda 23, que es más en realidad. De modo que el segundo prefiere subir su puja hasta 27 a ver si gana y pierde sólo siete, mientras el vecino pierde 25. Y así sucesivamente…

El efecto que se produce es digno de analizar y simular, ya sea en serio o en broma.

Hackers y geeks aprendieron este paradójico «efecto» en Juegos de Guerra: aquello de que hay extraños juegos en los que «la única forma de ganar es no jugar».

Lo especialmente interesante es que la regla 6, aunque puede parecer extraña, se produce habitualmente en muchas situaciones de la vida real. En Nasty Auctions, que también trata el tema, se explica por ejemplo que un deportista de élite invierte tiempo y dinero durante su entrenamiento (su esfuerzo/inversión es su «puja») para por ejemplo ganar una medalla olímpica. Si gana, recibe a cambio de su «puja» una medalla y probablemente contratos y patrocinios, mientras que el que queda segundo seguramente invirtió algo parecido pero pierde todo lo que ha «pujado» porque no consigue nada valioso. ¿Recuperan todos los atletas su inversión, o incluso el que gana acaba perdiendo más de lo que invirtió realmente?

Piénsese en los equipos de fútbol españoles y sus millonarios presupuestos, por ejemplo.

El profesor Max Bazerman, experto en economía y negociación, probó el juego de los 20 dólares entre sus alumnos unas 200 veces y sólo cambió el billete por menos de 20 dólares una vez. El resto de las veces, salió ganando dinero. Varias veces incluso más de 100 dólares. Moraleja:

Este tipo de subasta lleva a las personas de la avaricia inicial al miedo, y finalmente a un instinto vengativo que resulta suicida.

Exactamente igual que en muchas situaciones de la vida real.

Blog de WordPress.com.